Pasar al contenido principal

El Escudo de la Ciudad

La memoria descriptiva de la propuesta ganadora indica que el Escudo de Ituzaingó está compuesto por elementos históricos y contemporáneos. Entre los primeros, Torroglosa señala:

"Río Reconquista y el Puente Márquez (paso obligado y punto de reunión del ejército expedicionario al Alto Perú) como símbolos que representan la piedra fundante del distrito a través de su emplazamiento y que pensamos como elementos de unión y pasaje de un lugar a otro; la Estación Ituzaingó del ferrocarril, asociada a la idea de desarrollo, actividad comercial y unión con los vecinos de los otros distritos".

Los elementos contemporáneos que incluye la descripción del autor son el árbol (símbolo principal del desarrollo y el crecimiento de la sociedad), relacionado además con el orden de la vida, la protección y el futuro en concordancia con la política ecológica del Municipio. Las cuarenta y dos hojas del follaje del árbol representan los cuarenta y dos barrios de Ituzaingó. Por su parte, las aves de la derecha simbolizan la fe cristiana y las de la izquierda, la libertad.

Los elementos cromáticos del escudo incluyen el verde -asociado al equilibrio y la esperanza-, el azul -da color al agua que es elemento vital y simboliza tranquilidad y estabilidad-, y el amarillo –que representa el sol, la energía y la alegría-.

La suma de elementos simbólicos cuenta una historia, un presente y un futuro. En función de su valor identitario, muestra quiénes somos, de dónde venimos y hacia dónde vamos los ituzainguenses.